“El embrujo toledano”

Si desean un destino donde puedan conocer el pasado histórico de tres religiones distintas, no pueden dejar de visitar la ciudad de Toledo, que dentro y fuera de sus murallas esconde un encanto único que aún se deja sentir entre su laberinto de callejuelas y empinadas cuestas, que sigue conservando el trazado de hace siglos.

Este fascinante destino en su laberíntico diseño, evoca más que otras metrópolis ibéricas a la también encantadora ciudad de Guanajuato con su sabor colonial, y más de algún guía turístico cuenta que la capital cervantina fue inspirada precisamente en esta urbe española para su construcción. Por eso deja al visitante con una mágica remembranza en la que se funden las coincidencias y se disfrutan las diferencias con su distintivo propio.

Enclavada en el centro de España y capital de la región de Castilla-La Mancha, se encuentra a sólo 70 Km de Madrid. A Toledo lo atraviesa el río Tajo y se le conoce también como “La ciudad de las tres culturas” ya que en ella confluyeron las religiones cristiana, musulmana y judía dejando un legado que se funde con la historia de varios pueblos ancestrales, lo que la hacen un tesoro inigualable por lo que la UNESCO la declaró Patrimonio de la Humanidad.

¿Qué visitar en Toledo?
Nada más poner un pie en Toledo embruja con su encanto en el que se respiran siglos de historia, porque gracias a sus monumentos, iglesias, palacios, fortalezas, mezquitas y sinagogas que son un legado, junto con su profunda tradición popular, hacen de esta ciudad única e irrepetible que ha crecido más allá de sus antiguas murallas que la protegían de los invasores y que hoy en día, son uno de sus atractivos turísticos.

Alcázar
Es uno de los símbolos más representativos de esta urbe mágica, el cual ya existía desde la Edad Media y cuya reconstrucción se llevó a cabo en el siglo XVI. Actualmente en su interior se encuentra el Museo Nacional del Ejército y la Biblioteca de Castilla La Mancha.

Catedral de Santa María
Una construcción soberbia, considerada como la obra más representativa del estilo gótico en el país Ibérico. Su edificación empezó en el siglo XIII en cimientos de una estructura visigoda del año 587. Además de su bellísima estructura, alberga en su interior innumerables tesoros y pinturas religiosas. Se puede acceder a su torre en donde además de una vista magnífica, se pude apreciar la disposición en forma de cruz latina de este grandioso edificio.

Monasterio de San Juan de los Reyes
Es otro magnífico ejemplo palpable del estilo gótico español. Es una iglesia en honor de San Juan Evangelista,debe su nombre a que fue edificada por la orden de los Reyes Católicos para conmemorar una épica batalla y ser convertida en un panteón real. Este símbolo del cristianismo se encuentra ubicado en pleno Barrio Judío, es una joya arquitectónica y es una de las construcciones más importantes de estos reyes.

Siangoga de Santa María Blanca
Es una construcción que fue originalmente una sinagoga pero fue expropiada en 1391 debido a la revuelta contra los judíos y posteriormente fue utilizada como iglesia católica en honor a la Virgen, aunque en la actualidad ya no se realiza ningún tipo de ceremonia y ahora es un museo. Fue edificada por constructores moros, por eso su estilo mudéjar y constituye un ejemplo de la convivencia de estas tres religiones en la ciudad.

Museo del Greco
En Toledo es en donde establece su residencia y pasa los últimos días de su vida el pintor griego, Dominicos Theotokopoulos, El Greco, en donde dejó un valioso legado de su obra la cual puede en gran parte admirarse en el museo que lleva su nombre y que es el único en España en su honor. En él se pueden apreciar no sólo sus pinturas sino piezas que reflejan la cultura toledana de los siglos XVI y XVII.Una de sus más conocidas obras, “El Entierro del Señor de Orgaz”, puede será apreciada en la iglesia de Santo Tomé.

¿Qué comprar?

Espadas, damasquinados, cerámicas, objetos de piel, forjado y hojalatería son los productos más tradicionales que puedan encontrar en esta enigmática ciudad.

La calle de Santo Tomé y la calle Comercio, son de los lugares más populares para encontrar estas bellas obras de arte ancestral que le han dado fama mundial, ya que por ejemplo la tradición del arte del acero en esta urbe es legendaria por sus famosas espadas, al igual que el damasquinado que es un arte de dibujos de formas en metales o dibujos incrustando hilos dorados o plata hacia dentro que se van insertando, a pequeños golpes en las piezas.

Gastronomía

La cocina Toledana es una fusión de diversas culturas, en especial la gastronomía morisca y cristiana que da origen a exquisitos manjares entre los que destacan los de cochinillo asado y el cordero asado, o en guisos como el cochifrito (con huevo, azafrán, tomate y vino blanco) así como la caldereta manchega de pierna de cordero, todo esto acompañado con gran variedad de hortalizas.

Son también característicos los guisos con carne de caza como de venado o jabalí; perdiz estofada, codornices en escabeche; conejo al ajillo, liebre a la cazadora, o los gazpachos manchegos (guisos caldosos a base de conejo o liebre y perdiz). El pescado no puede faltar en esta cocina que evoca al medioevo con recetas con trucha y anguila, bacalao en salazón, bacalao al ajo arriero y el moje de bacalao.

En los postres basta mencionar el mazapán toledano que le han dado fama internacional a esta región de Castilla-La Mancha. Los vinos ofrecen una gran variedad con sus denominaciones de origen La Mancha y Mentrida.

Tips para disfrutar Toledo

En su visita a esta ciudad no se pueden ir sin disfrutar de la increíble vista nocturna desde la Ermita del Valle.

Si visitan Toledo durante la Semana de Corpus Christi, además de disfrutar de esta celebración, tendrán oportunidad única de conocer sus bellísimos patios gracias a un tradicional concurso que se realiza año con año y que permite abrir las puertas de espacios públicos y privados para presumir sus maravillosos patios, unas verdaderas joyas escondidas.

En la Semana Santa no se pueden perder sus famosas procesiones, (ya que esta festividad religiosa es declarada una Fiesta de Interés Turístico Internacional) así como sus romerías.

Es recomendable no transitar por coche en la ciudad (estacionarse resulta muy complejo) y menos por el casco antiguo debido a lo intrincado de sus calles. El GPS no funciona muy bien por la misma razón.

Hay ciertas zonas que se pueden recorrer mucho mejor a pie, y/o contratar un servicio de recorridos turísticos que les mostrarán diferentes rutas para todos los gustos.

Para mayor información pueden consultar estas páginas en donde podrán encontrar consejos sobre transporte, monumentos a visitar, horarios, enlaces para los diferentes recorridos, así como de diferentes oficinas de promoción turística.